Descubre la importancia de un buen «email warm-up»

DSBlog_WarmingUp

Escrito por controlwps

diciembre 13, 2021

Cuando queremos sacar el mayor partido a nuestros envíos siempre oímos hablar de una buena táctica de segmentación, la importancia de los usuarios más reactivos, el «timming» de envío de nuestras campañas, etc. 

 

Pero ¿conocemos la relevancia del «email warm-up»? 

Te explicamos este concepto y la repercusión que tiene en nuestra estrategia de email marketing. 

¿Estás empezando a monetizar tu base de datos? ¿Has cambiado recientemente de plataforma de envío (ESP)? ¿Trabajas con IPs dedicadas? ¿Has implementado o estás pensando en implementar un nuevo dominio a través del cual enviar tus campañas? 

Entonces, necesitas un «warm-up».

Este concepto consiste en realizar envíos con aumentos de volumen muy progresivos desde una nueva dirección IP o dominio hasta alcanzar envíos más grandes.  

El proceso de «warm-up» o «calentamiento» tiene una gran relevancia, entre otros factores, para posicionarse en la bandeja de entrada de nuestros usuarios que tanto nos interesa.

El destino de nuestros correos (spam o inbox) acaba decidiéndolo el dominio al que enviamos nuestras campañas (hotmail, gmail, yahoo, etc.) según una serie de criterios que les ayudan a identificarnos y clasificarnos. 

Por ello es muy importante la reputación que podamos conseguir mediante el compromiso de nuestros usuarios más reactivos y un envío progresivo de correos que nos ayude a evitar ser identificados como los temidos «spammers».

Una vez conseguida esta buena reputación, podremos aumentar el volumen de envío cada vez más aunque siempre de manera progresiva. 

 

¿Cuándo recurrir a un «email warm-up»? 

Siempre tenemos prisa por hacer subir nuestros envíos como la espuma porque «a cuantos más usuarios envíe mayor será mi rentabilidad, ¿no?». 

¡Ojalá fuera tan fácil! A nosotros nos encantaría también veros triunfar tan rápido 😉 

Pero desafortunadamente tendremos que ir un poco más despacio, ya que un buen trabajo requiere su esfuerzo y sus frutos acaban valiendo la pena. 

La realización de un «warm-up» nos es necesaria y útil sobre todo cuando vamos a hacer nuestros primeros envíos. 

Desde los ojos de los ISPs somos unos «completos desconocidos» y necesitamos generarnos una buena reputación para que podamos realizar nuestros envíos con éxito y que nuestras campañas lleguen correctamente a los usuarios.

Por ello, durante el «warm-up» lo que no puede faltar son los envíos a los usuarios más reactivos, en caso de haberlos podido identificar, para que nos puedan proporcionar esta reputación mediante su interés por nuestras campañas. 

Tener en cuenta la calidad de los usuarios a los que impactamos también es esencial con lo cual si tenemos alguna duda sobre posibles direcciones que puedan generar problemas en nuestros envíos, una limpieza con herramientas verify es una recomendación muy acertada.  

Además, necesitaremos empezar con envíos muy paulatinos. Enviar desde cero una cantidad abrumadora de emails podría hacer que los ISPs envíen nuestras campañas a la carpeta de spam pasando prácticamente desapercibidas para nuestros usuarios. 

 

¿Durante cuánto tiempo tendré que estar en proceso de «warm-up»?

El tiempo de duración de este calentamiento depende de muchos factores, pero principalmente siempre vamos a estar condicionados por la «imagen» que tengan los dominios de nosotros. 

Si la «fama» que conseguimos es buena, este proceso de calentamiento será mucho más rápido. No obstante, si nuestra reputación nos lleva a ser identificados como «spammers» necesitaremos un proceso más largo para intentar salir de su temida carpeta. 

Por todo ello es necesario que tengamos paciencia. 

Analizar los resultados de nuestras campañas durante este proceso es fundamental también para poder identificar en qué punto nos encontramos. No hablamos únicamente de las aperturas o los clics sino también de las bajas y quejas, ya que todo en su conjunto será decisivo para nuestra «primera impresión». 

Si encontramos algún dominio en particular que no esté teniendo una buena reacción hacia nuestras campañas es recomendable ponerlo en el punto de mira.

Un análisis de nuestra reputación por ISP es buena para tener en cuenta sobre qué puntos seguir trabajando en un «warm-up».

 

¿Quieres saber qué «warm up» se adapta mejor a tu situación y necesidades? Contacta con nosotros y te contamos más. 

Fuentes

También te puede interesar…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *